Google+ Seguidores

lunes, 24 de octubre de 2016

La declaración de renta para los pobres

Por: Bernardo Socha Acosta
El proyecto de Reforma tributaria que presentó el gobierno al Congreso de la república, tendrá cosas buenas, pero tiene las peores ofensas e intentos de abuso contra una franja de colombianos, como es poner al desesperado y confundido ciudadano a declarar Renta, porque devengue hasta dos millones setecientos mil pesos ($2’700.000) mensuales.
Esta propuesta, que es un proyecto ya potestativo del Congreso  de la república, es una ofensa que degrada la dignidad humana y demuestra el nivel de injusticia que reposa en la mente de los llamados integrantes de la comisión de sabios que hizo las recomendaciones y que el Ministro de hacienda tragó  sin digerirla,  sin pensar, qué representa hoy, y mucho más en 2017, unos ingresos de $2’700.000  que ya no alcanzan a cubrir los gastos de una canasta familiar, pago de servicios, educación, salud y otros.
Y es que someter a un ciudadano que devengue $2’700.000  a declarar renta, no es solo injusto; es someterlo a un infierno de lo que representa para los pobres tener que hacer diligencias ante  la DIAN y mucho más tener que pagarle a un contador  cien mil pesos para hacer o elaborar esa  declaración de Renta. Como esta propuesta hay otras que son lesivas contra los más necesitados y que serán nuestros "voceros en el Congreso" que lo determinen.
Pero esta propuesta solo demuestra que quienes están sentados en el TRONO del estado, en las diferentes ramas del poder, a nivel nacional, con sueldos hasta de 26 millones y más, MENSUALES, no tienen el mínimo conocimiento de los pobres, y no tienen la mínima sensibilidad humana. Se ve en cambio, que   disfrutan haciendo este tipo de propuestas que hieren los sentimientos de una amplia franja de la población. Con estas propuestas no demuestran más que procacidad   indigna  frente a quienes se  roban los dineros públicos, sin que les apliquen las verdaderas penas que merecieran recibir.
Ya es de conocimiento público que la corrupción se apodera anualmente de 22 BILLONES de pesos en Colombia. Entonces, ¿por qué los sufridos conciudadanos tienen que quitarse el pan de la boca y el de sus hijos para atesorar  dinero para los corruptos?  Según el gobierno, con la enigmática  reforma tributaria espera recaudar $7 billones de pesos anuales. Pero, el pueblo se pregunta, ¿qué ha hecho el gobierno para recuperar y frenar al máximo que se ROBEN anualmente 22 billones de pesos?
Pero, aceptando que la Reforma tenga algunas cosas buenas, (pero si es para los corruptos no) ahora queda es la expectativa, de que los congresistas hagan los ajustes de rigor; por ejemplo, a la propuesta de poner a declarar renta y a pagar más impuestos a quienes devenguen 2’700.000 pesos.  Pero quien dijo que esta suma representa a un ciudadano adinerado.  Y digo que a pagar más impuestos, porque toda persona que devengue cualquier suma de dinero, le recortan por la derecha los impuestos. Entonces por qué condenarlo a pagar otra suma.  Como mínimo en esa reforma, debe poner a declarar renta a quienes reciban unos ingresos mensuales de Cinco millones de pesos ($5’000.000). Una suma menor es ofensiva y un abuso del estado contra los ciudadanos.
Cómo no se ha propuesto, que quienes sean culpables de robarle dineros al estado, como los contratistas, y de acuerdo a las cuantías, se les someta a la extinción de la totalidad de los bienes y mantenerlos en las cárceles por el resto de su vida, a ver si los delincuentes de cuello blanco lo piensan dos veces, antes de apoderarse en forma impúdica de los dineros oficiales, con la complicidad  de algunos funcionarios.
Los colombianos a diario nos quejamos de la cascada de impuestos que mantiene ahogados especialmente a los estratos bajos, pero dice el pueblo crítico, que, esta reforma Tributaria acerca más a Colombia a las razones que llevaron a los comuneros en 1.781 a rebelarse contra los abusos de la corona española. Pero aun la reflexión  debe ser más profunda y preguntarnos, para qué hablamos de paz, si estos proyectos de Ley convulsionan aún más el espíritu de los más débiles, porque ya no alcanzan a devengar un mediano sustento, cuando el estado les quiere meter la mano al bolsillo y ponerlos a declarar renta.    

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...